I Must Be About My Fathers Business

En los negocios de mi Padre me es necesario estar

Los negocios del Padre tienen que ver con la cosecha y la batalla. Es diferente a otros negocios. Sus negocios son la empresa que sobrepasa y supera a todas las demás. No hay comparación con ninguna otra, debido a que Su reino está en un plano diferente, en un planeta diferente, y en un universo diferente. El reino de Dios, del cual cada creyente es parte, tiene un lugar en el tiempo, la historia e importancia de los que otro reino, pasado, presente y futuro carece en comparación.

Las compañías de negocios establecen metas y continuamente miden los resultados para hacer un seguimiento de su progreso y crecimiento. Jesús dijo en Lucas 16:8: “porque los hijos de este siglo son más sagaces en el trato con sus semejantes que los hijos de luz”. Que no se diga que los hombres de este mundo, cuyo fin y meta está atado por el horizonte de este mundo, son más talentosos y celosos en sus tareas temporales que nosotros los hijos de Dios en nuestra noble participación en los negocios del Padre: las cosas de lo eterno.

Leer más